Inicio Nacionales Uruguay es el 4º país más violento de América Latina

Uruguay es el 4º país más violento de América Latina

753
0
Compartir

Luego de que el Director Nacional de la Policía brindara una entrevista a Gabriel Pereyra donde aseguró que si continuamos en este camino, estaremos con índices y realidades de violencia muy cercanas a países centroamericanos.

Estas declaraciones entre otras, tuvieron mucha repercusión mediática y política, sobre todo en el Frente Amplio, donde varios sectores piden la renuncia del mismo por no llevar un enfoque partidario.

Incluso las declaraciones de Layera sorprendieron a la oposición y a varias personas, quienes quedaron atónitos ante la sinceridad y honestidad demostrada al hablar de un tema tabú que el oficialismo no quiere tratar.

Mucho se ha hablado de las carencias que todo el sistema padece en materia de seguridad, de los proyectos presentados por la oposición, incluso tratado de ”manija” las manifestaciones de vecinos y ciudadanos en sus respectivos barrios en reclamo de más seguridad.

La realidad, supera cualquier información que se brinda ante los medios de comunicación, pareciera que con miedo de no ofender al oficialismo o por otra razón… pero hasta ahora quienes más se han acercado a describir esta realidad fueron Mario Layera y el ex fiscal Gustavo Zubía.

Cabe destacar que estas declaraciones son apoyadas y respaldadas por el propio Ministerio del Interior y por gremios policiales.

Uruguay se encuentra ante una ola de homicidios y violencia grave, donde ya hemos expresado y avisado a la población de estos problemas que son los que mas nos preocupan.

En 2017 Uruguay registró 291 homicidios, lo que nos situa en un promedio de 10.18 homicidios cada 100 mil habitantes. Los mas violentos solo por detrás de Brasil, Venezuela y Colombia.

Pero esto no es lo más grave, lo peor esta por venir y es porque en 2018 se llevan registrados 178 homicidios a la fecha, dejando un promedio de 40 homicidios mensuales donde los ajustes de cuenta entre pandillas son la causa numero 1 de los asesinatos en nuestro país. Lo siguen los delitos de rapiña a comercios y ciudadanos, terminando con la muerte de muchos inocentes.

Ante estos escandalosos e históricos números en nuestro país, decidimos tratar de adelantarnos mediante un prorrateo, para establecer un promedio aproximado al culminar el año.

Lamentablemente nuestros prorrateos, nos dan un promedio de 15 homicidios cada 100 mil habitantes, de continuar así.

Cifras que superan las de República Dominicana, Costa Rica, Panamá o Nicaragua. Incluso a todos los países sudamericanos, dejando de lado a Brasil, Venezuela y Colombia.

Seguramente se preguntarán, ¿Cuáles han sido las causas? ¿Dónde hemos fallado? ¿Qué medidas tomar para revertir la situación? ¿Debemos relegar toda la responsabilidad en las autoridades o asumir nuestra cuota de culpa al comprar objetos robados, no denunciar ilícitos o ver la violencia como ”normal?¿Las cárceles rehabilitan? claro que no. La educación ¿educa en valores? claro que no. ¿La justicia actúa conforme a la ley? claro que no.

Lo que está claro es que han fallado las políticas de seguridad publica amparadas en derechos humanos que no son objetivos, dejando a la intemperie a gran parte de la población.

Han fallado quienes bajo el argumento de que ”las penas mas severas no sirven”, agravaron la situación demostrando con su lógica, que tampoco sirven los premios a la delincuencia.

Así es imposible revertir esta situación. Tal y como lo auguran muchos especialistas, vamos barranca abajo hacia un punto donde la historia de otros países como los centroamericanos, han demostrado que no pueden volver.

Comentarios
Recibe las noticias en tu bandeja de entrada