Crece el número de personas que come de la basura en Salto

237

En sí, Uruguay y cada uno de los departamentos al día de hoy, no ha podido resolver el problema de los sin techo ni mucho menos de la gente que duerme en la calle o que come de la basura, como el reciente caso de un hombre divulgado en las redes sociales en Salto.
Al hombre se lo vio hurgando en un contenedor de basura con un coche de bebe a su lado que al momento, se desconoce si llevaba o no a algún niño.

La imagen de indigentes durmiendo en la calle por ejemplo en Montevideo o quienes comen de la basura o piden puerta por puerta en el interior, sigue presente en gobiernos como el Frente Amplio que, pese a gritar a viva voz sus robustos sistemas de bienestar social, no consiguen erradicar el fenómeno.

Este gobierno frenteamplista que bajo la insignia del progresismo para el cambio, ha provocado empeorar la situación de miles de personas que cada vez se sumergen en la pobreza y el hambre. Ello ha  traído consigo un sustancial incremento de la delincuencia siendo Salto el departamento con más rapiñas y muertes de los últimos años. De continuar en esta linea, Uruguay se apresta mientras realizamos este articulo, llegar al homicidio numero 400.

También te puede interesar  Robbie Williams "No soy el único que tuvo problemas neurológicos"

Si otros países como ser el caso de Finlandia logró de manera sustancial poner fin al problema de los pobres ¿porque no Uruguay con apenas 3 millones de almas?.

Una organización de promoción de los derechos a la vivienda en la Unión Europea, Feantsa, encontró que por ejemplo todas las naciones de la UE, con excepción de Finlandia enfrentan una escasez y crisis de vivienda que pudieran estar disponibles para éstas personas más vulnerables de la sociedad.

Si bien al día de hoy no existen en Uruguay estadísticas confiables privadas y no del gobierno por el simple hecho de maquillarlas, sobre el número de pobres e indigentes, podría estimarse que en los últimos 8 años la cifra va en aumento, con un 1.5 desempleados, una canasta alimenticia de 80 mil pesos, una inflación que ha superado todas las previsiones y por último, un incremento en los precios de alimentos en almacenes y supermercados, provocando una disminución de las ventas. En definitiva la gente está mal, pasa hambre y no existe solución.

También te puede interesar  Los 10 segundos de confusión en la jura de Nicolás Maduro que se volvieron virales

Es imposible de aceptar, que desde hace 13 años Uruguay ha tenido a favor la estabilidad económica necesaria y que pudo haber priorizado por ejemplo, el empleo y la vivienda pero fue más importante defender 800 millones de dolares de pérdida de ANCAP, despilfarro y amiguismo en ASSE y otros tantos temas que no entraremos en detalle. Ello ha provocado que por primera vez en la historia, el país haya tenido a u vicepresidente que renunció por corrupción.

Muchos de los que hoy viven en la pobreza absoluta, comiendo de la basura o durmiendo en la calle sin dudas necesitan ayuda adicional. La falta de vivienda a precios asequibles, otras son razones económicas, divorcios y muchos otros factores, cosas que pasan en la vida humana, provoca que éstos ciudadanos no puedan acceder  la vivienda.

También te puede interesar  Otra vez Vázquez se comporta de forma totalmente inaceptable

Un alto porcentaje de la población, que por distintos factores se encuentra registra en el Clearing de Informes, ni siquiera puede acceder a una vivienda del Ministerio de Vivienda (MVOTMA) ni mucho menos al del Banco Hipotecario del Uruguay (BHU) ya que estas instituciones exige como requisito central, estar limpio en los registros de morosos.

Ahora bien, teniendo presente este panorama de nula posibilidad de acceso a la casa propia, ¿el gobierno puede crear alternativas para que miles de personas tengan la posibilidad se soñar con un techo? sin dudas que es una interrogante que jamás será contestada.

A la brevedad es cierto que si el país permanece en esa condición por mucho más tiempo, es muy posible que aparezcan problemas nuevos. Por eso es importante atacar el problema lo más pronto posible.

Mientras haya una sola persona sin hogar en el país, es demasiado.