El fin de semana hubo violentas protestas en Italia. Foto: AFP.

El primer ministro italiano, Mario Draghi, asegur este martes que el Gobierno «est reflexionando» la posibilidad de decretar la disolucin del partido neofascista Forza Nuova, tras los disturbios originados el fin de semana en una marcha de sectores ultraderechistas y antivacunas.


«El tema tiene nuestra atencin y la de los magistrados, que estn formalizando sus conclusiones. Estamos reflexionando», plante este martes Draghi en conferencia de prensa al ser consultado por la posibilidad de disolver al grupo que fue protagonista de los disturbios por los que manifestantes quisieron tomar la sede del Gobierno en Roma y atacaron un local sindical.

Tras los disturbios, la Justicia de la capital italiana abri una investigacin por terrorismo contra dos exponentes del grupo ultraderechista que fueron encarcelados, as como otra lnea investigativa sobre el intento de ataque al edificio gubernamental Palacio Chigi por la que cuatro personas continan detenida

La manifestacin, que tuvo epicentro en la Piazza del Popolo del centro romano, congreg a grupos antivacunas y contrarios a la obligatoriedad del pase verde, a los que se sumaron grupos neofascistas

La manifestacin, que tuvo epicentro en la Piazza del Popolo del centro romano, congreg a grupos antivacunas y contrarios a la obligatoriedad del pase verde, a los que se sumaron grupos neofascistas, a una semana de las elecciones que el domingo 17 y lunes 18 definirn al prximo alcalde de la «ciudad eterna» en un balotaje entre el candidato de centroderecha Enrico Michetti y el de centroizquierda Roberto Gualtieri.

Mientras fuerzas que componen el Ejecutivo nacional como Italia Viva o el PD ya anunciaron su intencin de pedir la «disolucin» de Forza Nuova, el presidente Sergio Mattarella pidi al pas mantener la calma ante los hechos que consider «limitados».

«El disgusto fue fuerte, la preocupacin no. Se trat de fenmenos limitados que despertaron una muy fuerte reaccin de la opinin pblica», plante Mattarella a ltima hora del lunes desde Berln, durante una vista oficial.

Mientras el Gobierno evala las vas para una posible disolucin del grupo neofacista, la Polica postal italiana, encargada de la vigilancia del ciberespacio, bloque a ltima hora del lunes la web del grupo ultraderechista como parte de la investigacin por «instigacin a delinquir» que lleva adelante la Justicia.

Forza Nuova es un partido de ultraderecha neofascista creado en 1997 y su programa prev, entre otros puntos, la prohibicin del aborto, acabar con la inmigracin y la abolicin de leyes

El sustento legal de la posible disolucin de FN es el artculo 12 de la Constitucin, que prohbe la reconstruccin del Partido Fascista y ya tuvo antecedentes, por la va judicial, con las disoluciones de los partidos neofascistas Ordine Nuovo y Avanguardia nazionale.

Forza Nuova es un partido de ultraderecha neofascista creado en 1997 y su programa prev, entre otros puntos, la prohibicin del aborto, acabar con la inmigracin y la abolicin de leyes contra la incitacin al odio por razones polticas, de raza o religin.

En ninguno de los comicios a los que se present, solo o en coalicin, logr alcanzar el 0,5% de los votos.

«Tendremos tolerancia cero contra estos grupos y contra cualquiera que quiera cometer actos similares en el futuro», haba planteado este martes la ministra de Igualdad de Oportunidades Elena Bonetti en declaraciones televisivas.

En la misma lnea, el secretario general del tambin oficialista Partido Democrtico (PD), Enrico Letta, pidi que «el premier Draghi disuelva Forza Nuova», en declaraciones al diario La Stampa.

Segn informa el diario Repubblica, los colectivos antivacunas continan activos en grupos de la aplicacin Telegram, «con ms de 30.000 inscriptos» y preparan nuevas manifestaciones violentas en la capital.

Los colectivos antivacunas preparan nuevas protestas.

Los colectivos antivacunas preparan nuevas protestas.

Este martes, representantes de la centroizquierda buscan que se trate en el Parlamento una mocin de apoyo a la posible disolucin de Forza Nuova, adelant Bonetti.

Desde la fuerza centroderechista Hermanos de Italia, en tanto, el diputado Fabio Rampelli anunci que su partido es «favorable» a apoyar la disolucin.

El sbado, cientos de personas se enfrentaron a la polica en el centro de la capital italiana y causaron graves desperfectos a la sede de la CGIL, la principal confederacin sindical del pas en el marco de una protesta contra el pasaporte sanitario que permite el ingreso a lugares pblicos a personas vacunadas contra el coronavirus o testeadas recientemente. El lunes, el premier Mario Draghi visit la sede sindical como forma de apoyo tras el ataque del sbado.

Segn el diputado del PD y constitucionalista Stefano Ceccanti, la disolucin «se puede hacer a travs de una sentencia judicial o por decreto, en una opcin para casos de emergencia «inmediata», aunque esa alternativa nunca fue usada en el pas.

Desde el Ministerio del Interior, en tanto, el Gobierno plante su intencin de mandar «seales fuertes» contra los grupos neofascistas, segn la cadena pblica RAI, en especial en vista de la cumbre de jefes y jefas de Estado y de Gobierno de los pases del G20 prevista par el 30 y 31 de octubre en Roma.



Con información de Télam

Comentar

Si te gusto la noticia compártela en tus redes sociales o puedes seguirnos a través de Facebook o Twitter.