IMAGEN ILUSTRATIVA

El pasado sábado se realizó el primer remate de motos, tanto de chatarra como individuales.

Los vehículos habrían sido quitados por los funcionarios por infracciones o por posibles deudas. Las motos fueron a parar a un depósito de la comuna y, que a lo largo del tiempo, se fueron deteriorando ya que los damnificados en su gran mayoría trabajadores, no pudieron retirarlas porque al parecer la comuna no les otorgó facilidades.

Muchos entienden que lo que quería cobrarles la comuna para retirarlas, era un precio aún mayor que lo que cuesta una cero kilómetro. «La verdad que la izquierda en Salto se ha bandeado, y no le ponga dudas en algún momento la gente se los cobrará», dijo el dueño de una moto que fue rematada.


El director de Movilidad Urbana de la Intendencia de Salto, Henry Albarenque, destacó el éxito obtenido y anunció un nuevo remate para el sábado 25 de septiembre.

«Quedamos muy conformes con el precio y les sirve a ambas partes, tanto al rematador como a la Intendencia de Salto -enfatizó el jerarca-. Mucha gente concurrió con tapaboca, se cumplieron todos los protocolos y pensamos seguir por ese camino».

Albarenque puntualizó que este miércoles, «quedaban solo tres motos para levantar, el resto de los lotes ya los retiraron, «nosotros habíamos dado un plazo de 48 horas a partir del lunes, así que se cumplió lo que se habló con los compradores», dijo.

Adelantó que, «el próximo remate lo estaremos haciendo el sábado 25 de septiembre a la hora 14; en este caso serán 35 lotes chatarra, de cinco y seis motos cada lote, reitero que es solamente lotes chatarra que pueden servir para repuestos, no hay motos individuales».

Comentar

Si te gusto la noticia compártela en tus redes sociales o puedes seguirnos a través de Facebook o Twitter.