En las últimas horas, un archivo de audio grabado por Lucas Pertossi, uno de los rugbiers arrestados por el asesinato de Fernando Báez Sosa, el joven de 18 años que murió la semana pasada, a raíz de una paliza que recibió en el frente de un boliche bailable en Buenos Aires Villa Gesell.

«Todo lo que pienso es en la familia que destruimos. Sería muy egoísta pensar en mí», dijo el agresor.

En el audio, transmitido por televisión el jueves, Pertossi habla sobre su situación personal y la de sus amigos. Él reconoce haber participado en la golpiza mortal, pero sugiere que todos son responsables de sus acciones. «Todo el mundo sabe el papel que asumió en la pelea y hay que hacerse cargo», dice.

«Cuando llegue el momento, levantaré la cabeza. Me duele lo que sucedió, destruí a una familia, estuve allí y son mis amigos y no los dejaré morir. Pero somos un grupo que salió a divertirse y la vida nos jugó una mala pasada, pero no es por eso que me condenare y me rendiré, advierte.

Pertossi es parte del grupo de los diez arrestados por el asesinato de Báez Sosa, quien ayer se enfrentó a testigos durante la primera de las rondas de enjuiciamiento planeadas por la Fiscal Verónica Zamboni, responsable de la investigación.

Según la revista bonaerense La Nación, los testigos acordaron señalar a Máximo Thomsen y Tomás Comelli como agresores de la víctima, mientras que Luciano Pertossi, un pariente de Lucas, también habría sido señalado, aunque con dudas, como presunto coautor.

Dos de los tres sospechosos mencionados por los testigos coinciden con uno de los dos acusados ​​a quienes la Fiscalía investigó como presuntos coautores del asesinato agravado por el joven estudiante de derecho. En cuanto a Ciro Pertossi, quien fue acusado por el fiscal por ser uno de los dos presuntos coautores del asesinato, no fue mencionado en este momento. Pero todavía tiene que enfrentarse a otros nueve testigos.

Unete a nuestra lista de correo

Recibe noticias y promociones!

Email field is required to subscribe..

Get Widget