El ex presidente Mauricio Macri hizo su primera aparición pública junto a vecinos y partidarios del PRO en Villa La Angostura. (Twitter: @sergiowisky)

Después de abandonar la Presidencia el 10 de diciembre, el ex presidente Mauricio Macri regresó de vacaciones e hizo su primera aparición pública con un grupo de referencias y militantes PRO en Villa La Angostura, donde hizo un balance de la etapa final de su reinado.

La reunión fue definida como una conversación «relajada» e «íntima» por algunos participantes. «Estoy convencido de que esta vez no nos llevará como 2001», dijo Mauricio Macri durante el diálogo con los ciudadanos de Río Negro.

“La verdad en los últimos 30 días, a pesar de haber sido destruida física y emocionalmente durante ese año y medio, fue una experiencia increíble. Tomé la energía de todos ustedes. Me tomó, me llevó, me llevó «, reflexionó el ex jefe de estado en la última parte de la campaña presidencial, desempeñando el papel principal en actos masivos en todo el país.

«Fue impresionante lo que sentimos y lloramos … Fue lo que nos dejó con la amarga situación de no poder continuar, pero convencidos de que no nos llevarán como 2001», resumió en una de las conferencias en la conferencia que circulado a través de las redes sociales.

En otra sección del negocio, el ex presidente reveló que aumentó los cobros dentro de su equipo de gobierno sobre los niveles de deuda durante su administración: “Siempre les dije a todos, tengan cuidado, que conozco los mercados, que algún día no haré lo que ellos me dan. más dinero y nos vamos al infierno. «Y lamentó que sus funcionarios y familiares le pidieran que se mantuviera» tranquilo «frente al incierto frente financiero.

Cuando me senté en círculo y con una camiseta gris, Macri admitió la responsabilidad de esa tarea: “Sentí que tenía $ 44 millones en mi cabeza y sabía que no podíamos seguir endeudando para siempre, que no podía reducirla. En algún lugar, incluso dentro de Cambiemos, hubo problemas. »

Durante ese pasaje de su reflexión, el ex jefe de estado recordó las conversaciones que mantuvo con los líderes de Together for Change cuando quería igualar las «asignaciones familiares» para pagar la misma cantidad en Patagonia y La Matanza.

“No sobreviví al radicalismo. El radicalismo envió un proyecto al Congreso para decir que por ley no podía ser tocado. Me pareció lógico que un niño de La Matanza tuviera que cobrar lo mismo que un niño del sur de La Pampa, pero no ”, dijo.

Y continuó: «No puedes culparte por siempre, tienes que corregirlo. Luego, cuando llegó, fue un año y medio que fue una pesadilla … El dólar aquí, el dólar allá. “El eje del comentario señaló la crisis que ocurrió en mayo de 2018, cuando los inversores financieros dejaron de prestar monedas al país y se produjo una fuerte devaluación, lo que llevó a su gobierno a pedir al Fondo Monetario Internacional (FMI) $ 46.3 mil millones.

La última vez que el ex presidente dejó algún tipo de comentario público fue durante la víspera de Navidad y al final del año, cuando publicó un mensaje en las redes sociales. Por la noche, visitó con su familia y la Ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, el Comedor Comunitario Los Piletones, dirigido por Margarita Barrientos en el barrio porteño de Villa Soldati.

Hasta entonces, Mauricio Macri solo había publicado fotos de él con su esposa, Juliana Awada, para mostrar un momento de las vacaciones que han tenido durante un mes en el país de Cumelén de La Angostura.

Algunos de los líderes del PRO que participaron en la conversación con Macri fueron Aníbal Tortoriello, ex alcalde de Cipolletti; Sergio Capozzi, coordinador de la Fundación Pensar Río Negro y representante de PRO; Juan Martín, legislador provincial para el cambio; Sergio Wisky, ex diputado, entre otros.

«Nos recibió calurosamente, nos dijo cómo está, cómo se siente y la energía que brindó la movilización en las calles durante el último período de campaña. Gracias por su amor, agradecido a # RíoNegro por estar siempre», dijo en su página el ex representante provincial Sergio Wisky.

El legislador Juan Martín, el único representante de macrista en la legislatura rionegrina, dijo: “Estamos hablando del futuro de nuestro espacio, que debemos consolidar en la provincia para obtener resultados que no fueron buenos. Hay mucho por hacer »

Durante el primer mes de la administración de Alberto Fernández, el ex presidente se abstuvo de la participación política y evitó decidir las medidas tomadas por su sucesor en Casa Rosada.

En este contexto, en ausencia de Mauricio Macri, otros líderes de Juntos por el Cambio buscaron posicionarse como portavoces de la alianza de oposición, incluida la ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, una fiel compañera del ex presidente y apoyada para ocupar la presidencia del PRO.

Mientras tanto, el aprendiz en Together for Change trata sobre cuál será la estrategia que adoptará la oposición y cómo se tomarán las decisiones antes de que el gobierno del Frente de Todos esté abierto. Al igual que otras referencias de su coalición, Mauricio Macri ya advirtió que intentarán representar al 40% del electorado que apoyó la continuidad del presidente en las elecciones generales.

Actualmente, el ex candidato a la vicepresidencia, Miguel Ángel Pichetto, es otro de los líderes que regresará al ring a fines de mes, el 31 de enero, con una «conversación política abierta» en la ciudad de Pilar, en Buenos Aires. Como se anunció, el líder peronista «se solidarizará» con el personal municipal despedido por el nuevo alcalde oficial, Federico Achával.

Con información de Infobae

Suscribete a nuestra lista de correo!