Pandora Papers: el estudio Posada, Posada & Vecino realizó trabajos jurídicos para políticos brasileños acusados de corrupción y no informaron a Uruguay

Debes leer

Tras el descubrimiento de la investigación periodística sobre los Pandora Papers, en la que se involucra una amplia élite de empresas radicadas en paraísos fiscales que unen a varios presidentes y jefes de Estado. Encontró que el estudio Posada, Posada y Vecino hizo un trabajo legal para los políticos brasileños acusados ​​de corrupción y comenzaron negocios sin informar a las autoridades uruguayas.

A principios de este mes, el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación presentó parte de la investigación de Pandora Papers, en la que más de 600 periodistas de 117 países trabajaron en 12 millones de documentos filtrados de 14 firmas financieras off-shore.

Entre los presidentes involucrados se encuentran el chileno Sebastián Piñera, el ecuatoriano Guillermo Lasso y el dominicano Luis Abinader.

El Semanario Búsqueda fue el único medio nacional involucrado en la investigación que reportó la conexión entre figuras uruguayas y los Pandora Papers como el futbolista Diego Godín, el empresario Juan Salgado y la familia Peirano.

Este jueves, el Semanario informó que el estudio de Posadas, Posadas y Vecino constituyeron sociedades anónimas sin conocimiento de las autoridades uruguayas, y que junto con la empresa internacional Asciati Trust, produjeron documentos con fecha anterior que permitieron justificar transferencias bancarias años más tarde calificadas como «sobornos» para el sistema judicial brasileño.

En diálogo con Mejor Hablar de M24, el periodista y editor de políticas de Búsqueda, Guillermo Draper se refirió a la conexión entre el estudio uruguayo y los Pandora Papers y dijo que ««el estudio había administrado y le había previsto de servicios societarios a políticos de Brasil que luego cayeron en el marco del operativo Lava Jato

Agregó además que» los expedientes judiciales brasileños ya mencionaron el estudio de Posadas, que presentó denuncias de actividad sospechosa luego de que sus clientes fueran identificados como partícipes de este plan de corrupción en Brasil «.

Con
eso en mente, señaló que lo nuevo es que los documentos «muestran el nivel de trabajo realizado y, en algunos casos, servicios que traerían movimientos de dinero que corromperían al Poder Judicial brasileño».

Draper descubrió que entre los documentos a los que se accedió se encontraba el correo electrónico que reflejaba las discusiones internas y las decisiones que se estaban tomando en ese momento.

En cuanto a la constitución de empresas públicas que no fueron denunciadas a las autoridades uruguayas, el periodista manifestó: “Los periodistas no somos jueces ni fiscales, no clasificamos delitos, contamos hechos. Informamos, luego las instituciones que examinan o analizan estas cuestiones deciden que esto es una cosa u otra, nos supera ».






Suscríbete a nuestro boletín

¡Regístrate para recibir ofertas, noticias y más

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

- Advertisement -

Más noticias

- Advertisement -

Mas leídas