Inicio Cocina Patatas fritas en microondas, crujientes y más sanas que las de bolsa

Patatas fritas en microondas, crujientes y más sanas que las de bolsa

58
Yummy french fries as background. Flat lay. Potato french fries. Close up french fries.

Con tanto tiempo que pasamos en casa últimamente es difícil que en determinados momentos de ansiedad no nos entre un antojo enorme de devorar algún snack tipo patatas fritas y para calmarlo sin tener que sucumbir a la tonelada de calorías que suponen unas patatas de bolsa te proponemos esta receta para hacerte unas chips crujientes en un momento.

Ingredientes

  • Patatas para freír (Kennebec, Agria, Monalisa,…)
  • Aceite
  • Sal
  • Hierbas aromáticas y especias al gusto (opcional)

Paso 1

Lavamos bien las patatas con un cepillo para quitar cualquier resto de tierra o impureza o podemos pelarlas si no queremos consumir la piel. Las cortamos rodajas finas, de menos de 2 mm de grosor, con la ayuda de una mandolina o un cuchillo muy bien afilado. Es importante es que todas sean del mismo grosor para que se cocinen a la vez.

Paso 2

Introducimos estas finas láminas de patata en un bol con agua fría durante un par de minutos para que pierdan el almidón. No pasa nada si las dejamos unas horas en la nevera, por eso esta tarea podemos dejarla hecha con antelación por ejemplo, podemos hacerlo al mediodía mientras preparamos la comida si sabemos que a la hora de la merienda nos va a apetecer algo de picoteo.

Paso 3

Cuando vayamos a preparar las patatas, sacamos del agua las que vayamos a cocinar inmediatamente y las secamos muy bien. Si vamos a hacer varias tandas, las vamos sacando del agua también por tandas. Para que os hagáis una idea, con una patata pequeña que, dependiendo del tamaño del microondas serán una o dos tandas, es suficiente para una persona.

Lo más rápido para secarlas es poner un trapo de cocina sobre la encimera, disponer sobre él las láminas de patata sin que se solapen y con cubrirlas con otro trapo limpio presionando bien para que se absorba el agua.

Paso 4

Cortamos un trozo de papel de horno del tamaño de la bandeja giratoria del microondas, la engrasamos ligeramente untando unas gotas de aceite con un pincel y colocamos encima las patatas sin que se solapen.

Salamos, y si queremos darles más sabor ahora es el momento de añadir algunas especias como orégano, perejil, pimienta, etc.

Paso 5

Cocinamos en el microondas unos 5-6 minutos. El tiempo dependerá del grosor de las patatas y de tu microondas.

Sacamos el plato del microondas con cuidado de no quemarnos, retiramos las patatas y las dejamos enfriar..

Deja un comentario